VORAZ

Voraz1Siempre hemos tenido a La Azotea como uno de los referentes en restauración en Sevilla. Cuando mucha gente no sabía ni si quiera lo que significada gastrobar, Juan y los suyos ya ofrecían una propuesta tan interesante como la de Jesús del Gran Poder y más tarde Conde de Barajas, Zaragoza y Mateos Gago. Por ello, si a eso le sumas la fuerza de un referente en el mundo de la noche como Puerto de Cuba, la cosa pinta aún mejor. Pues este pequeño retoño es Voraz. Un local en el Parque de los Príncipes en los Remedios que desde luego no deja indiferente.

A veces parece que en materia de gastrobares el barrio de Los Remedios es un gran olvidado, pero sumado a otros locales de reciente apertura, Voraz marca un punto de obligada visita en el barrio sevillano.

Voraz se encuentra ubicado en el Parque de los Príncipes en los Remedios, en la Calle Virgen de la Oliva s/n. En lo que ha sido de toda la vida uno de los Kioskos de tan conocido Parque. Un entorno muy agradable que nos ofrece un ambiente acojedor en el interior con grandes cristaleras y una chimenera o diversas zonas de mesas altas y bajas en el exterior. Nosotros con el buen tiempo, caímos rendidos a la idea de comer como si estuviéramos en el parque y reservamos una mesa y el tiempo desde luego acompañaba.

Voraz es un sitio cuidado en el que atrae el gran trabajo que han realizado en su imagen, ya que desde la barra hasta los propios camareros respiran la marca Voraz. Uno de esos sitios en los que es mejor visitarlo que contarlos, ya que es un sitio especial donde no sólo ir a comer, sino también un lugar donde tomar unas copas y escuchar buena música.

Nosotros, hicimos lo propio y nos fuimos temprano para disfrutar de la experiencia Voraz en todo su esplendor. Primero tomamos unas cervezas en la terraza en las mesas altas, para después disfrutar de una mesa en la zona exterior pero al abrigo del sol.

La carta de Voraz, es sencilla y sabiendo que La Azotea está en los fogones, nos aventuramos con tranquilidad en platos de la carta y fuera de ella. Por ello, para empezar pedimos una ensalada de salmón con un sabor fresco que le iba al pelo con el ambiente del que estábamos disfrutando. Podríamos habernos puesto exquisitos con maridaje con vino blanco, pero la verdad es que las copas de cerveza fría era un gran compañero de viaje.

Voraz2Otro de los platos que pedimos es un clásico básico en La Azotea, por lo que no dudamos en pedir Pulpo a Feira con ese sabor cremoso del parmentier y la intensidad del pulpo con el pimentón tan característico de tierras gallegas.

Voraz6

Siguiendo con los platos fuera de carta, optamos por el Tataki de Atún con un sabor oriental estupendo y con detalles como la manzana y el jengibre. Ni qué decir tiene que la presentación hablaba por sí sola.

Voraz3

Para terminar optamos por un plato de carne, en concreto Solomillo de Buey con verduras y patatas cajún. La carne estaba al punto y prácticamente de deshacía en la boca, con la buena compañía de las verduras y ese toque especiado de las patatas cajún (cocina que nos encanta y muy poco difundida en nuestro páis).Voraz4

Tras finalizar la comida optamos por uno de sus postres estrella, la Crema de fruta de la pasión con Sorbete de Hierbabuena, del que lamentablemente no tenemos fotos porque sinceramente voló en la mesa. jajajaja. Muy, muy rico!

Pero uno de los puntos fuertes sin duda, fue que tras una generosa comida en un gran ambiente y con la caída del sol, nos pasamos directamente a las copas. Que no hay nada mejor a veces que tras una buena comida no tener ni que moverse del sitio para pedir un buen combinado y continuar la velada un ratito más.

Voraz5

En resumen, nuestra experiencia Voraz fue muy buena. Tienen tantos puntos a favor que se nos antoja un proyecto de largo recorrido. La localización y el entorno, el personal y su atención, la calidad de la cocina y la presentación de los platos y sin duda el broche de oro de tomar una copa en un lugar inmejorable.

Voraz es un local, pero en realidad son muchos. Los diferentes ambientes otorgan tonos variados. Una comida de empresa, una reunión familiar, una cerveza y una tapa con los amigos, el sol cayendo y el atardecer en el parque, unas copas pasando buenos momentos conversando sobre cómo arreglar el mundo… todo tiene cabida en las fauces de Voraz.

Y es que, qué bien se está cuando se está bien, verdad?

Recomendamos

– Los platos que ya conozcáis de La Azotea

– Dejaros llevar con los platos de fuera de carta

– No os vayáis sin tomaros una copa y disfrutar del atardecer

Web del local

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s